Disney pone fin a Miramax Films

| enero 29, 2010 | 1 Comment

En 1993 dos hermanos nacidos dentro de la comunidad judía, Harvey Weinstein y Bob Weinstein hacen realidad su sueño de crear un estudio de cine, utilizando el nombre de sus padres llaman al estudio Miramax.

 En un principio el estudio perseguía ideales de apertura para el cine con menos difusión, de hecho, llevó a los Oscares a decenas de cintas independientes, entre ellas, Cinema Paradiso , Pulp Fiction, mucho del trabajo de Woody Allen en los últimos años, Malèna, Shakespeare in Love, The Crying Game, Kill Bill: Vol. 1  entre muchas otras.

Durante un tiempo Miramax fue la fábrica de los sueños con la que todos en el ambiente cinematográfico soñaban, un exito tras otro. El problema que llevó al estudio practicamente a la quiebra fueron los excesos, campañas desmedidas para los Oscares, amenazas a socios de negocios y derroche de dinero. Tras la venta del estudio a Disney, la compañía perdió su identidad ya que la empresa del ratón no tenía la menor idea de como manejar un estudio que no se dedica a hacer cosas infantiles, por lo que ha finiquitado a la plantilla original de empleados y reconstruirá Miramax pero como parte del emporio de dibujos animados.

Ochenta personas fueron despedidas y los films que quedaron en producción corren el riesgo de ser canceladas. Harvey Weinstein declaró: “Las películas que he hecho con mi hermano Bob perdurarán bajo la dirección de Battsek. Miramax tiene a gente estupenda dentro de la organización y estoy seguro de que conseguirán grandes cosas en la industria”.

Por ahora es incierto el futuro de Miramax, sin embargo dejó un legado de grandes cintas independientes, se arriesgaron con muchos nuevos actores y actrices además de dejar un nombre que vale 1.5 millones de dólares, nombre del que los hermanos Weinstein se despidieron para siempre, ya que las posibilidades de que puedan recuperarlo son prácticamente nulas.

Para muchos es un triste adiós ya que en muchos sentidos, Miramax distribuyó cintas de enorme calidad durante años, hicieron del cine independiente un “must”, lo llevaron a las premiaciones más ortodoxas de la industria y llevarse una enorme cantidad de premios. Extrañaremos las cosas buenas que nos dio Miramax y esperemos que surja algo nuevo, renovado y con mucha visión para llenar el gran hueco que los hermanos Weinstein dejarán en el cine.

Aunque claro, de la mano de Disney, nada bueno puede esperarse.

Tags: , , ,

Category: Popcorn, Portada

About the Author ()

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *